Dios que ve: la incapacidad – Génesis 16:1-2

Día: Lunes

Tema: “La incapacidad”

Lectura: Génesis 16:1-2

Versículos clave: 2

Lectura de apoyo: Juan 1:13 y 6:44; Romanos 8:7-8; Jeremías 13:23 y 32:27

En los tiempos de Abram un hijo tenido con una sierva, se consideraba propio. Sarai sabía que era incapaz de darle un hijo a Abram porque Dios había cerrado su matriz, por esto ella le propuso a Abram darle a Agar para que ella le diera el hijo que tanto esperaban. Ellos no pensaron que Dios podía darle el hijo a pesar de la incapacidad de Sarai, sino que vieron lo que ellos podían hacer. El Dios que ve sabía todo lo que pasaba.

A veces pensamos que nosotros podemos ser buenos, que podemos cambiar nuestro pecado con educación y buenas costumbres. Dios que ve y sabe todas las cosas conoce las intenciones de nuestro corazón y que, aunque queramos, nuestros pensamientos no pueden ni quieren sujetarse a Su ley. Pensamos que si hacemos cosas buenas nos irá bien y Dios nos dará todo lo que queremos, pero este es un pensamiento muy egoísta. No hay forma en que podamos agradar a Dios, tendríamos que volver a nacer y de una simiente que fuera pura, sin pecado, para poder agradarle y eso no es posible para nosotros, somos incapaces de hacerlo y nuestros métodos religiosos sólo empeoran las cosas. Por esto Dios envió a su Hijo Jesús a este mundo para que viva sin pecado y muera en la cruz terminando con el pecado y sufriendo bajo la ira de Dios para pagar los pecados de su pueblo. Pero no sólo murió, sino que hizo lo imposible resucitando de los muertos y se sentó a la diestra de la majestad en las alturas para darle vida a todos los que creen en Él y confían en su obra y no siguen sus propias ideas. Por eso Jesús dijo: lo que es imposible para los hombres es posible para Dios. Mateo 19:26

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.